jueves, 6 de diciembre de 2012

Un ángel


Un ángel se prostituyó para disculparse de tanto cielo. 
Se inmoló por una compasión inconsciente, 
por un amor al que ni siquiera su tristeza daba cobijo. 
Un ángel se prostituyó para disculparse de tanto olvido.

6 comentarios:

Isabel dijo...

Es muy hermoso tu poema
¡Hasta donde hemos llegado!

Besos

Aquí me quedaré... dijo...

Eso.

Besos

Josep Vilaplana dijo...

Dice mi poema que te diga que un beso y otro más (yo sólo hice lo que él me dijo).

Josep Vilaplana dijo...

B eso ssssssssss.

N Ó M A D A dijo...

Ay.
Y no sé qué más decir de este poema.
A veces me dan ganas de buscarme entre las costillas cuando te leo. Escribes certero.

Un abrazo.

Josep Vilaplana dijo...

Es más que probable, Nómada, que seas tú quien sientes de forma certera; ya sabes, la forma de sentir del arquero que se sabe flecha y diana.

Saberte por esta esquinita siempre me hace ilusión.

Un abrazo.