lunes, 18 de marzo de 2013

Vladimir Nabokov



Acaricien los detalles, los divinos detalles.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Son los más importantes.

Abrazos

Luna

Josep Vilaplana dijo...

Un elefante es la suma de precisos detalles; una mota de polvo revoloteando en la luz es un elefante si conseguimos observarla con la debida atención.

Un abrazo a la Luna.